EL PODER DE LA RISA

enero 7, 2007

Saudek

Es cierto que a Todo Tetas y Culo, Maslo se la ganó en aquella carcajada…

Tampoco fue el único. Había sucedido al menos en otra ocasión y muy recientemente. Unas risas en el momento oportuno podían volverlo todo del revés. Porque a Todo Tetas y Culo la risa era lo que más le gustaba en la vida… más que el vino, más que el sexo, más que la tortilla de patata, el café y los postres.

Pero sí fue con el único que cambió de idea después de haberle etiquetado junto con su correspondiente fecha de caducidad. Entre los lácteos PLS, o eso ticaban en caja los productos perecederos. En la estantería de yogures y mantequillas. Justo al lado de la balda de los quesos de tetilla y el camenberg. No apto para su consumo después del …. Y eso ocurrió justo cuando Ella le dijo su nombre (el que eligió ser) y el motivo de aquel nombre y los dos se echaran a reír como posesos. Instante inolvidable. Por todo y de todo. A la mierda lo humano. Y parecía que ya nunca podrían dejar de reír…

Entonces Todo Tetas y Culo… sintió que él a pesar de ser sólo un farsante… aquel tremendo farsante que la había esperado en aquella oscura habitación de hotel para sorprenderla con su monstruosidad… merecía la pena. Y eso hizo que le abriera la puerta a María para que ellos se conocieran. María que se había quedado aguardando en el corredor tal y como ellas habían acordado por teléfono mientras Maslo estaba, ahora, lavándose los dientes en el baño…

Maslo se duchó antes de bajar a cenar pero Todo Tetas y Culo no quiso hacerlo. Y eso tenía una explicación…

– Me gustas mucho -le dijo entonces un Maslo con un aliento como de híbrido de hierba buena y malvavisco.

Pero ‘TodoTetasyCulo’ calló y Maslo continuó.

– Sabía que esto iba a ser muy especial pero no me imaginaba que tanto..

Pero Todo Tetas y Culo sólo contestó a esa especie de declaración con un beso y luego se apartó de él casi con celeridad y gracias a que no se había gastado la misma excusa del cepillado. Entonces pensó que se daría una ducha antes de volver a la cama…

Todo Tetas y Culo llamaba indistintamente a la Roja por su nombre o por sus Colores, lo mismo que hacía su abuela, la de la Roja... porque sólo ellas podían ver su aura cuando caminaba incluso en la distancia, o tal vez lo único que observaban era la levedad de sus hombros. Si éstos se encorvaban demasiado… malo -pensaba la una en cuanto la Roja doblaba la esquina y al verla ya venir por el fondo de la larga calle. Y si se erguían y la hacían parecer muy estirada y orgullosa… mejor que mejor -se decía la otra.

Maslo tenía engañado a todo el mundo, seguramente sí… pero ese no era de ningún modo su problema… En eso coincidían la Roja y Todo Tetas y Culo. Vive y deja vivir se decían la una a la otra. Aunque primero Maslo a Todo Tetas y Culo le había resultado patético… Él y todas las explicaciones ridículas que le dio… después de que follaran, y cuando lo lograron porque la tarde, en ese sentido, tuvo mucho de epopeya… pero después, en aquella ventana… y un trecho aún más allá de aquel primer después… a lo largo de la noche…

‘Eres todo tetas y culo‘ – le gritaban los taxistas cuando cruzaba por la salida de aquel parque.

Empezaba uno y le seguían los demás como un coro angelical de becerros. Nunca miró hacia ellos para saber cual era pero sí que era por eso por lo que les tenía a todos tantísimo asco… Por todos los taxistas que había conocido y eran igual, o parecido, o casi lo mismo. Como aquel que transportó, hecha un desecho entre sus vómitos, a la Roja hasta Salamanca. Aquel mediodía en que la Roja perdió el feto que llevaba en su vientre y también el Sentimiento.

Maslo le dijo aquella misma tarde por medio de un mensaje de móvil, y mientras Ella viajaba en el taxi hacia esa habitación de hotel en que él ya la estaba esperando… yo imagino que con impaciencia, que su padre lo era. Ella y el taxista se habían perdido y Todo Tetas y Culo

One Response to “EL PODER DE LA RISA”

  1. candelaarias Says:

    31 de enero 2005, fue la fecha borrada.
    Entonces Todo Tetas y Culo fue a parar a la cárcel… por lo que el taxista que intentó violarla le hizo a la Roja… ¿Y cuándo fue eso?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s