Será cierto que la muerte también busca perdón…

mayo 7, 2008

.

La última señal

.
Son cerca de las seis de la mañana y hace un par de horas que llegue a casa. Y éste podría decirse que ha sido un día extraño. Al mediodía Nora se conectó, la vi hacerlo, entré y me invitó a dar un paseo pero la idea no me llamaba. Si hubiera hablado con ella por teléfono seguramente habría aceptado porque al oír su voz me habría percatado de la gravedad del asunto. Pero me dijo que no importaba y que se iba a desconectar. A los pocos minutos recibí un mensaje de su marido preguntándome que sí había ocurrido algo entre nosotras porque inmediatamente después de levantarse del ordenador se fue hacia la habitación y se encerró en ella.

.

La tarde anterior ellos habían estado con ese matrimonio en tramites de separarse. Al parecer ellos habían solventado sus diferencias y dejaban el asunto atrás. G. incluso le propuso a Nora edificar en una finca algo juntas, casas unidas, vidas paralelas… El marido de G. más preocupado por otros asuntos le insistía al marido de Nora en que yo era demasiado peligrosa y que estaba loca. Le dijo que quién era yo para decirle a él que no se merecía a la mujer que tenía y que pasando … pasando, que esa tía es un mal rollo. Ese es el resultado de la breve conversación telefónica que sostuvo conmigo la noche del viernes cuando el marido de Nora y yo estábamos en el pub de los triskel. Si cuando digo que quién se empeña en Conocerte acaba ’’conociéndote’’… Por lo menos… he sacado en claro que a este tipo se le quiten definitivamente las ganas de molestarme, ¿o después de todo no habrá sido así?
.
Luego, más tarde recibo un correo increíble. Pues muchas Gracias por tu Respuesta -tecleo sobre el reducido teclado del móvil. Me hace sentir muy Confiada. Y eso terminado en una sonrisa. Entonces él se conecta y comienza a contarme una historia que me interesa bastante porque las casualidades ya no me lo parecen tanto, más bien apuntan a otra cosa que se relaciona con aquello que explicaba tan detalladamente Kundera en un capítulo de ’La Inmortalidad’ pero que él no tiene tiempo de contarme de forma que yo lo pueda Entender. Trabaja.
.
También me pregunta por su Carta. Quiere saber si ahora he cambiado de idea. Y primero le digo que sí pero luego le digo que todavía no, que el Tiempo de Wicca no ha llegado, pero no le explico que significa eso. Él cree que estoy hablando de Sexo pero no es eso de lo que hablo. ¿Aunque qué no lo es?
.
También le explico que estoy agotada porque la noche anterior me la he pasado casi por completo follando con el cerebro… Parece complicado, dice… Pero qué más quisiera yo que fuera así. Lo terrible de follar con el cerebro es que una vez que se comienza ya no quieres otra cosa. Por lo menos en mi caso ha sido así. Pero puede que él no sepa todavía de lo que le hablo. Son Puertas que se abren, simplemente y luego ya no tienen marcha atrás… ese cinturón de castidad que no tiene vuelta de hoja porque no existía una llave y no quedó otro remedio que el de desgarrar el hierro o la hojalata, una fina lámina de acero recubierta de estaño por las dos caras, un cinturón de castidad que se queda inservible para siempre pero que Libera la Pureza, como aquello del ’’Amor Azul’’… tampoco ahí sabe de lo que le hablo porque cree que percibo el Amor en colores o que se los presupongo pero es que todavía no le he hablado del momento más Importante de mi vida. De ese momento del que sí le hablé a aquel Amante que me miraba profundamente interesado a los Ojos y que después de contárselo, mientras me Abrazaba, Comprendía… Te habría gustado compartirlo con alguien, ¿verdad que sí? Yo creo que me enamoré de él en aquel minuto. Entre esa pregunta y el siguiente ’Lo Sé’ que pronunció… Un hombre que podía comprender el sentimiento así, de esa forma conmovedora, o la conmoción, o al que yo sentía que podía llegarle con aquella pasmosa facilidad. Sin tener que hacer nada. Sólo permanecer fiel a mí misma… Primero fue la cabeza, me dijo. Primero me gustastes por lo que había dentro de ella, por lo esencial y luego quise conocer tu Cuerpo y saber si eran lo mismo

La Sirena otra vez, siempre la Sirena, la figura de esa Mujer tras la que el sexo sólo es el parlamento incial de la obra… Esa promesa… El problema es que yo oí las campanas. No tuve que hacer nada especial. Las oí buscando otra cosa, siguiendo una pista falsa. Desorientándome, cerrando los ojos, dejándome Engañar… pero …

Te estoy hablando de mi Experiencia Cumbre y esa es una historia que te tengo que contar pero no sin que antes te deje otro libro. Ese le digo que no voy a regalárselo. Es el diario de un Mago, las experiencias del Camino… y pertenece al mismo Autor… Y son las seis y media de la mañana y justo hace casi horas me llega un mensaje suyo. Dice que está leyendo el libro que le regalé y que parte de lo que me contaba en esa mail se lo está encontrando ahí… Dice que se lee en ese libro y que no deja de asombrarse. Pero yo estoy interesadísima en la película que estoy viendo, ’La Última Señal’ y … y que mañana sigo con esto porque mi gata, la pobre, está aquí a mis pies maullando quejumbrosa porque quiere irse de una puñetera vez a la cama y lo cierto es que lleva razón, ya es hora. ¿Será cierto que la Muerte también busca Perdón?

..

Ayer hizo 21 años que mi abuelo murió. Acabo de darme cuenta ahora. Y hoy lo enterramos. Fue ahí donde comenzó mi auténtica historia de Desamor… Cómo pasa el tiempo, hace dos años que sobrepasé largamente ese Ecuador. Aquella madrugada de aquel  fui incapaz de dormir ni una sola hora. Aferrada a un libro hilarante de Tom Sharpe y muerta de Miedo.

La época de los sucesos sin sentimientos alcanzaba otra de sus cúspides. Un mecanismo de defensa como otro cualquiera pero que a mí durante años me dejó vacía y sin lágrimas que llorar. Aquella Traición…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s